Motor

3 consejos para cuidar la pintura de tu coche

El estado de la pintura de su vehículo puede ser un asunto inconstante. Las astillas de las rocas, los excrementos de los pájaros y los ocasionales peatones descuidados con un carrito de la compra son peligros potenciales para la pintura, algunos más permanentes que otros, por supuesto. Conozca dónde vender coche al desguace madrid

Si acabas de comprar un coche nuevo, puede ser angustioso intentar proteger la pintura y tu nueva (y costosa) inversión. Aunque los accidentes ocurren y algunos factores están fuera de nuestro control, hay formas de proteger la pintura, tanto de forma pasiva como proactiva.

Incluso los coches más antiguos pueden beneficiarse de una protección adecuada de la pintura. Sin el cuidado adecuado, los problemas de pintura existentes pueden agravarse mientras aparecen otros nuevos, y estos problemas tienen el potencial de costarle mucho dinero para corregirlos.

El mantenimiento de la pintura puede parecer caro, o que requiere mucho tiempo, o simplemente innecesario. Sin embargo, no tiene por qué ser así. Con un poco de tiempo dedicado al mantenimiento preventivo, podrá mantener su pintura en buen estado casi indefinidamente.

LAVAR EL PRIMER DÍA (¡Y MÁS ALLÁ!)

En un mundo ideal, cuando recoges tu coche nuevo en el concesionario, la pintura ya está en perfectas condiciones, ya sea directamente desde la fábrica o gracias a un lavado en el concesionario. Desgraciadamente, la realidad suele ser bastante diferente a esto.

El mejor momento para empezar a cuidar la pintura es el mismo día en que recibe su vehículo nuevo (o usado). Empiece por dar un lavado a fondo a la pintura: utilice un champú de lavado de alta calidad, una manopla de lavado y toallas de secado de microfibra. Utilice dos cubos para este proceso.

Después del lavado, utilice arcilla para detallar. Procure evitar los plásticos, las molduras de goma y los faros. Utilice una presión mínima y lubrique la superficie de la pintura con frecuencia utilizando agua o cera especializada. Para refrescar la memoria sobre el mejor uso de una barra de arcilla, consulte nuestra guía anterior aquí.

El siguiente paso es el pulido, que ayuda a eliminar los defectos de la pintura. Esto es a veces necesario incluso en coches nuevos del concesionario debido a un lavado incorrecto. ¿No hay defectos en la pintura? Utiliza un producto de preencerado que te ayudará a potenciar el brillo.

Mantenga el mantenimiento durante toda la vida de su vehículo. Lávelo regularmente y utilice un detallador rápido, que -como su nombre indica- es una forma rápida de refrescar su pintura eliminando la contaminación ligera, como las manchas de agua dulce y el polvo.

Intenta utilizar siempre productos de alta calidad que se ajusten a tu presupuesto y sigue las instrucciones. Si alguna vez no estás seguro de cómo utilizar un producto, utiliza recursos gratuitos en línea como esta serie de vídeos de formación en varias partes de AMMO NYC, una de las empresas de limpieza más respetadas de Norteamérica.

APLICAR PPF O UN RECUBRIMIENTO CERÁMICO

Por una buena razón, la película de protección de la pintura (o PPF) es una tecnología que ha ido aumentando su popularidad en el mundo del automóvil. Es posible que haya escuchado antes los términos Clear Bra, Clear Mask e Invisible Shield: todos ellos son nombres de marca para tratamientos de la competencia.

La película de protección de la pintura se explica por sí misma: consiste en una fina película de poliuretano o polímero aplicada sobre la pintura de un vehículo, que actúa como una piel protectora contra las astillas y los pequeños arañazos. También protege la pintura contra otros riesgos potenciales, como la exposición a los rayos UV.

El revestimiento cerámico es otro tratamiento que está ganando rápidamente en popularidad. El revestimiento cerámico es un polímero líquido que se aplica de forma similar sobre la pintura del vehículo, proporcionando una capa microscópica de protección de la pintura.

Utilizando nanopartículas que miden sólo de 80 a 100 nanómetros (de ahí que este tratamiento se denomine a veces nano-cerámica o nano-revestimiento), un revestimiento cerámico aplicado correctamente funciona filtrándose en las pequeñas imperfecciones de la capa de pintura transparente, creando una superficie plana.

Mientras que el PPF será suficiente para la protección contra astillas y arañazos, un revestimiento cerámico ofrecerá un mayor nivel de protección contra la exposición a los rayos UV, los excrementos de aves, la suciedad y otros contaminantes que pueden afectar al estado de su pintura.

OTRAS CONSIDERACIONES

Además de un mantenimiento regular y un revestimiento de PPF o de cerámica, hay algunos cambios que puede hacer que pueden parecer menores ahora, pero que pueden tener un efecto importante sobre el estado de su pintura a largo plazo.

Por un lado, los rayos UV del sol pueden oxidar y decolorar prematuramente la pintura, haciendo que tu coche parezca viejo y desgastado y requiriendo dinero extra (y tiempo) para productos que arreglen el daño. Mantén tu coche alejado del sol durante largos periodos de tiempo o, mejor aún, aparca en tu garaje si lo tienes.

Los conductores y peatones descuidados pueden abollar o rayar la pintura. Si quieres mantener tu coche en buen estado el mayor tiempo posible, simplemente aparcar lejos de otros coches puede marcar la diferencia. Tu paseo puede ser un poco más largo pero tendrás un poco más de tranquilidad.

Por último, y lo más importante, es algo que ya hemos mencionado antes: ¡el mantenimiento! Tenga un programa de lavado regular y cúmplalo, es una de las mejores maneras de mantener su pintura limpia y su coche con buen aspecto durante muchos años.

Leave a Comment